Itziar Miranda

itziar

Indudablemente: ¡La comba! Me pasaba horas jugando en el pueblo con ese trozo de cuerda. Era por un lado muy divertido y además hacíamos deporte. Tanto saltar, en cuanto llegábamos a casa por la noche, nos quedábamos fritas.